Tablas vs. tabuladores en un documento Writer

Supongamos que en medio de un texto queremos crear una «definición», es decir, un texto breve «a definir» separado de un bloque de texto a la derecha que «lo explica». Existen dos formas de lograr esto en un documento Writer, ambas mostradas en la siguiente captura de pantalla:

tab-tabla

¿Pueden notar la diferencia? ¿Verdad que no? Y sin embargo la forma en la que han sido construidas las dos «definiciones» es diferente.

Ambos métodos tienen sus puntos a favor y en contra: veamos cómo funcionan.

Formato utilizado en este ejemplo

El texto «a definir» comienza en el margen de la página mientras que «la definición» comienza a tres centímetros. Para destacar el primero he utilizado versalitas (verdaderas). Las fuentes utilizadas son Alegreya y Alegreya SC.

Usando tablas

Es la forma más evidente. Se crea una tabla de dos columnas sin bordes, se configura la misma (clic derecho → Propiedades de la tabla → pestaña Bordes) para que el «espaciado al contenido» sea cero y se fijan los anchos de las columnas según sea necesario.

A favor:

  • Es simple de crear
  • Podemos utilizar estilos de párrafo diferentes en cada columna
  • Si el texto «a definir» es más largo este se acomodará en la primera celda ocupando más líneas sin problemas
  • Si necesitamos varias definiciones seguidas, simplemente agregamos filas

En contra:

  • Si tenemos varias «definiciones» (varias filas) resulta difícil cambiar el orden de las mismas
  • No es tan fácil mover una tabla, por lo que si queremos subir o bajar la definición en el texto, tendremos que trabajar un poco más (cortar, reacomodar y pegar)
  • Dado que crear estilos de tabla sigue siendo difícil, si tenemos que utilizar este método varias veces en el documento tendremos que trabajar un poco más (copiar, pegar y modificar «definiciones» existentes, utilizar autotextos…)

Usando tabuladores

Ya sea en la definición de un estilo de párrafo o en el formato directo de un párrafo particular, en la pestaña Tabuladores se define un tabulador a tres centímetros. En la pestaña Sangría y espaciado se define una sangría antes del texto de 3cm y una sangría de primera línea de -3cm (negativa). Al escribir el párrafo simplemente insertamos un tabulador entre el texto «a definir» y su «definición».

A favor

  • Es más fácil de configurar que una tabla
  • Si utilizamos estilos podremos repetir el formato tantas veces como queramos y sin dificultad
  • Puede moverse rápidamente por el texto con la combinación de teclas Ctrl-Alt-Flecha arriba o abajo como cualquier párrafo en Writer, lo cual implica que también resulta sencillo cambiar el orden de las definiciones

En contra

  • El texto de «a definir» y su «definición» forman parte del mismo párrafo, por lo que tendremos que utilizar estilos de carácter o formato directo (¡auch!) para diferenciarlos
  • No podemos tener varias líneas en el «texto a definir», por lo que si este es muy largo empujará al tabulador a la derecha, lo cual podría crear problemas de formato

Conclusión

En este artículo hemos confrontado las ventajas y las desventajas de utilizar tablas o tabuladores para crear un formato determinado. Ninguno de estos métodos es perfecto, pero ambos funcionan.

En fin, que cada uno elija su veneno 😉

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *